Hatha yoga y Ashtanga Vinyasa yoga son los estilos de yoga que vamos alternando en nuestras sesiones mañaneras en Artiem Audax. Descubre en qué consiste cada uno.

Antes de empezar el día y entrar en la la rutina habitual: PARA. Dedícate unos segundos a ti mismo. Llénate de energía y positividad. Estira tu cuerpo. Abre tu mente. Practica yoga. Haz el saludo al sol, busca los asanas en los que tu cuerpo se active poco a poco y recibe al nuevo día de la mejor forma.

En Artiem nos apasionan todos los tipos de yoga y creemos, de verdad, que empezar la jornada con su práctica nos ayuda a afrontar el resto del día con una actitud diferente. Como dice Gustavo, nuestro monitor en Artiem Audax, “el yoga despierta el cuerpo y lo introduce suavemente en nuestra rutina”.


Él es quien guía las sesiones de yoga de lunes a viernes, en Artiem Audax. La práctica empieza a las 8 de la mañana en la planta superior del edificio, en el solárium de la piscina. Arrancamos la práctica mientras el sol asoma por el horizonte y nos dejamos arrastrar a un estado de paz y tranquilidad. Las vistas desde el lugar son ideales, vemos el mar y toda Cala Galdana. Y por supuesto, al estar en plena naturaleza, gozamos de absoluto silencio para poder concentrarnos solo en nuestra respiración.

Cada día vamos alternando los diferentes tipos de yoga para que cada persona pueda encontrarse cómodo en un estilo según sus gustos y nivel. En concreto, en Artiem Audax practicamos: Hatha yoga y Ashtanga Vinyasa yoga.

¿Los conoces? A continuación te explicamos en detalle en qué consiste cada uno, en qué se diferencian y para quién están recomendados.

Hatha Yoga

¿Qué es?:

El Hatha yoga se distingue porque se practica de forma lenta y suave. Consiste, principalmente, en realizar las posturas llamadas asanas, que cuentan con muchas variantes para adaptarse a diferentes niveles.

Este tipo de práctica mezcla estas posturas (asanas), con ejercicios de respiración (pranas) para poder llegar a sentir paz y relajación, tanto a nivel físico como mental.

Beneficios:

La práctica del yoga trabaja el cuerpo por dentro y por fuera.

A nivel físico mantiene en plena forma, endurece y alarga los músculos. Nos hace, en general, mucho más fuertes y flexibles.

Por dentro trabaja el sistema nervioso y circulatorio, purificándolos y balanceándolos, masajea los órganos, trae el balance a diferentes funciones glandulares internas y promueve la corriente de energía vital.

Las Asanas son técnicas que promueven la consciencia, concentración, meditación y relajación a través del cuerpo físico. Si la práctica comienza a ser regular resulta en una buena salud mental y física a través del estiramiento, masaje y estimulación de los canales de energía y de los órganos internos.

¿Quién puede practicarlo?:

El Hatha Yoga, es muy indicado para las personas que se inician en la práctica del yoga por su suavidad. A parte de eso, puede ser practicado por cualquier persona y en cualquier etapa de la vida. En definitiva, cualquiera que quiera poner los medios para sentirse mejor con uno mismo y con los demás.

Ashtanga Vinyasa Yoga

¿Qué es?:

Ashtanga Vinyasa Yoga es una forma de yoga dinámico y enérgico. Se diferencia del Hatha yoga por la práctica del Vinyasa que significa, literalmente, sistema de movimientos y respiración sincronizados. Estos movimientos son los que encadenan una postura con la otra y son enérgico y potente. En sincronización con la respiración consiguen que el cuerpo y la mente funcionen a un mismo nivel y sea más fácil la realización y amplitud de los movimientos.

Beneficios:

En Ashtanga yoga está formado por tres series.

·    La primera serie desintoxica el cuerpo físico, alinea la columna vertebral y purifica el cuerpo.

·    La serie intermedia purifica el sistema nervioso desbloqueando los canales de energía y haciendo que esta fluya libremente por la espina dorsal.

·    La serie avanzada, trabaja la fuerza y la resistencia.

Desde el primer día de práctica podemos sentir como la práctica de asanas influye en nuestro sistema nervioso, en nuestra fuerza mental (concentración) y en nuestro estado de consciencia. Nuestra respiración se alarga y profundiza, la concentración aumenta y poco a poco vamos adquiriendo un estado de paz interior inédito.

¿Quién puede practicarlo?:

Ashtanga Yoga es usualmente recomendado para aquellos que prefieren ritmo rápido y un estilo más riguroso de práctica yoguica. No es que realmente tengas que hacer una postura rápidamente después de otra, sino que el fluido de las posturas es definitivamente más retador que en una práctica regular de yoga.

Si esta es la primera vez que haces yoga y no has estado físicamente activo por algún tiempo, Ashtanga puede que no sea el estilo para ti.

Dicho esto, cualquiera que esté dispuesto a un reto que requiera buena coordinación así como un poco más de fuerza y conozca sus límites físicos los suficiente, puede practicar Ashtanga Yoga.

En Artiem Audax, dentro de nuestro programa de Bienestar, practicamos yoga cada mañana para activar el cuerpo y llenarnos de energía para el día. La cita, como decimos, es de 8 a 9 durante toda la semana y solo para huéspedes del hotel. No hace falta apuntarse, solo tienes que presentarte listo para empezar el día de forma diferente.

La práctica del yoga ofrece grandes beneficios, tanto para aquellos que vienen a Menorca a relajarse como para los que nos visitan para hacer deporte. Ambos encontrarán que su cuerpo está más relajado, ligero, flexible… después de la práctica.

¡No dejes de probarlo! Descubre el yoga en Artiem Audax.