El Blockchain es una nueva tecnología de la que todo el mundo habla pero resulta complicado entender de qué se trata. Sigue leyendo, ¡te lo explicamos!

Cada vez se habla más sobre Blockchain, una tecnología que promete liderar una revolución en el mundo y, en concreto, en Internet. Sin embargo, aunque casi todos sabemos que está relacionada con los Bitcoins y las criptomonedas, nos cuesta llegar a entender en qué consiste exactamente y para qué sirve.

Para que no te pierdas la próxima vez que salga el tema del Blockchain, hemos creado esta guía básica que responderá todas tus preguntas al respecto. ¡Atento!

¿Qué es el Blockchain?

Una Blockchain es una inmensa base de datos que se distribuye entre varios participantes. Es decir, es un libro de registro inmutable que contiene la historia completa de todas las transacciones que se han ejecutado en esa red.

Cada participante de la red recibe el nombre de nodo. Un nodo, para entendernos, en un ordenador más o menos potente en el que se almacena la información del Blockchain. Estos tienen la función de conectar una red descentralizada, por lo que no es necesario un ordenador principal.

Se conoce como token al mensaje que transmiten los nodos. Un token es una representación de la información que aloja la red y pueden ser bienes, servicios o monedas como el Bitcoin. Esta viaja encriptada por la red, así que puede ser distribuida sin que se comprometa su contenido.

Las transferencias de tokens se agrupan en bloques que se van generando periódicamente. Las nuevas transferencias que no han cabido en un bloque se agrupan en el siguiente, que está siempre enlazado al anterior. De ahí viene el nombre de Blockchain o cadena de bloques en castellano.

¿Cómo surgió?

El Blockchain fue la solución de muchos informáticos e ingenieros a la desconfianza que reina en Internet; sobre todo a la hora de transferir dinero.

Hasta ahora existían intermediarios financieros, como los bancos o Paypal, que certifican nuestra identidad pero aprovechaban nuestros datos para comerciar con ellos. Por eso, crearon el Blockchain para poder mantener a salvo nuestra privacidad.

Esta tecnología sustenta, así, toda la estructura de las criptomonedas ya que codifica toda la información de cada transacción. De hecho, surgió de la mano del Bitcoin.

¿Qué son las criptomonedas?

El Blockchain se utiliza, principalmente, para transferir criptomonedas o criptodivisas. Estas son monedas digitales que garantizan una economía segura, anónima y descentralizada para aquellas personas que negocien con ella.

De todos ellas destaca el Bitcoin ya que fue la primera en crearse en el año 2009. Desde entonces, muchas otras compañías han lanzado sus propias criptodivisas: Ethereum, Ripple, Dogecoin o Litecoin…

¿Cómo funciona el Blockchain?

Como hemos dicho, el Blockchain es una tecnología que permite la transferencia de datos digitales con una codificación muy sofisticada y de manera segura. Esta registra todos los movimientos de dinero; como el libro de contabilidad de una empresa. En este caso se le llama: libro de acontecimientos digitales.

La novedad en el Blockchain es que no existen intermediarios que certifiquen la información; sino que esta está distribuida en múltiples nodos (ordenadores) independientes que la registran y la validan. Esta, una vez introducida, nunca podrá ser borrada o modificada.

En este dibujo te explicamos cómo viaja la información a través de la red de Blockchain y se almacena en bloques:

¿Cuántas Blockchain hay?

Existen muchas cadenas de bloques; de hecho, tantas como queramos. Estas pueden conectarse entre sí y utilizarse con diferentes fines siempre que impliquen una transacción.

Las hay de dos tipos: públicas y privadas. Las primeras son sobre las que trabajan, por ejemplo, Bitcoin o Ethereum. En las privadas, en cambio, solo pueden entrar quienes digan los propietarios y tienen usos más concretos.

¿Para qué sirve?

Como te hemos contado, originalmente se inventó para sustentar al Bitcoin que fue la primera criptodivisa no emitida por un banco. Así que ese ha sido su primer uso: el sector financiero.

Sin embargo, los especialistas creen que su potencial es mucho mayor y que el Blockchain, unido a otras tecnologías, puede convertirse en toda una revolución.

¿Estás preparado para vivir la era del Blockchain? Con toda esta información ya podrás debatir sobre el futuro de esta tecnología y cómo afectará a nuestro día a día.